El discurso de Leonel: Puntos sobre la á, é, í, ó, ú”

0 54

Por José Luis Molkún

Mas inteligente que el PLD, que habló babosadas y disparates después del discurso del presidente Luis Abinader, Leonel Fernández se preparó mejor antes de opinar.

Dijo verdades que no desmeritan los grandes logros alcanzado en materia de crecimiento de la economía a referirse a que la recuperación real es de 0.3% si se compara al 2019.

Fernández citó que se­gún el Banco Central, du­rante los primeros seis meses de 2021, la economía creció 13.3% y proyecta que crecerá en 7.5% en el año, pero lo consideró “un rebote estadístico que compara la reactivación del crecimiento de este año con el colapso experi­mentado en nuestra eco­nomía en el 2020, que fue de -6.7% del PIB”.

La pregunta es ¿y qué? Desde el FMI, el BM, el BID la Comunidad Europea, CEPAL, el BCIE, Bloomberg, hasta los esquimales de Alaska, consideran esa recuperación como impresionante y una de las más altas de América Latina y del mundo. Así que, lo expresado por el expresidente no es ningún misterio, ninguna novedad porque ocurrió lo mismo en todas partes. Pero nosotros lo estamos haciendo mucho mejor.

Sobre el endeudamiento, es injusto hablar del aumento registrado entre el 2019 y el 2020 porque todos los países hicieron o mismo para enfrentar la pandemia. Recordándole que ese aumento de la deuda fue compartido por el gobierno del PLD y el del PRM hasta agosto del 2021.

Leonel jamás debe olvidar que, en la crisis financiera mundial del 2008, su gobierno, como muchos otros, hicieron lo mismo. Recurrir al endeudamiento para evitar un colapso de la economía. Tuvimos la ventaja de que ya nosotros habíamos salvado al sector financiero 5 años antes y este estaba fuertemente blindado.

Entre el 2007 y el 2008 la deuda publica aumentó del 17% del PIB al 27% del PIB, cifra significativamente alta en una situación que fue mucho menos graves que la crisis de la pandemia.

No olvido el hecho de que el expresidente Fernández atacó fuertemente al gobierno de Hipólito Mejía, culpándolo de la debacle económica del 2003 a sabiendas de que no había otra salida, como se demostró 5 años después. Y yo fui víctima de esa política confabuladora que intento frustrar los procesos judiciales contra los banqueros responsables de esa crisis. No teníamos una Mirian German.

En resumen, los gobiernos del PLD quintuplicaron la deuda pública externa en 16 años y sus expresidentes no tienen derecho ni calidad moral para hablar del tema.

En cuanto a la vacunación, aunque Fernandez reconoce los logros alcanzados, hablar de metas incumplidas es contradictorio ya que, si la población hubiera sido mas receptiva con este asunto, hoy estaríamos todos vacunados. Pero a nadie se le puede poner una pistola en el pecho para que se vacune. Somos la envidia de muchos países cuando se habla de vacunación y control de la pandemia.

Sobre la inflación, se ha dicho un millón de veces, desde Siberia hasta la Antártica, que es un fenómeno transitorio y no producido por factores internos, ni monetarios ni fiscales.

Lo que mas me extrañó fue su rechazo a la reforma constitucional para que ciertas conquistas institucionales no retrocedan en futuros gobiernos. Me refiero especialmente a la independencia del ministerio público, que cuelgan de un hilo y que estoy seguro el expresidente Fernández no mantendría si volviera al poder. Si no lo hizo en 12 años ¿Por qué ahora? El totalitarismo que reino en su gobierno es cosa del pasado.

En general, su discurso fue mucho mas equilibrado que el del PLD. Porque definitivamente los peledeista se comieron la lengua hablando de retroceso, año perdido y otras barrabasadas.

Los logros del presidente Abinader tienen a mucha gente confundida. Nadie pensaba que se avanzaría tanto y en tantos frentes en apenas un primer año de gobierno. Y eso es difícil que un partido de oposición lo reconozca. Lo importante es que la mayoría del pueblo si lo reconoce

Comentarios
Loading...